Saltar al contenido

Correas para relojes Xiaomi

Hasta hace muy poquitos años Xiaomi era una desconocida para el gran público. Empezaron vendiendo teléfonos en China, país de origen de la marca, que pronto se hicieron populares entre los early adopters más frikis de todo el orbe. Si no te consideras uno de ellos entonces es probable que tu primer contacto con la marca fuese aquella vez que tu cuñado te humilló con un teléfono más chulo y potente que el tuyo, que costaba la mitad que tu último iPhone y que además no todo el mundo podía comprar. Sí, aquella cena familiar, cómo olvidar aquella mirada de superioridad que te dedicó por encima del hombro.

Los tiempos han cambiado. Los años han pasado y Xiaomi ha cosechado premios internacionales de diseño, sus fieles seguidores se cuentan por millones, ya no fabrican sólo teléfonos si no que se atreven con todo tipo de productos inteligentes, desde relojes inteligentes – los llamados smartwatches – hasta patinetes eléctricos a la venta en los grandes almacenes más chic del país. Se acabó el depender de tu cuñado y su conocimiento para comprar en webs clandestinas de la Dark Web – como le gusta presumir a él, aunque tú y yo sabemos que de Dark sólo tiene el modo de incógnito que activa por sistema para que tu hermana no le pille el historial de navegación.

Correa para Xiaomi Mi Band 2 y Mi Band 3

Aunque todos los modelos Mi Band son estéticamente muy similares es importante que elijas una correa diseñada específicamente para tu modelo, de lo contrario no encajará bien pudiendo soltarse y dañarse, o simplemente no encajar.

Técnicamente los Mi Band no son relojes inteligentes, aunque dan la hora con puntualidad. En realidad pertenecen a la categoría de los fitness tracker, o monitores de actividad. Su función principal es llevar la cuenta de cuánto ejercicio hacemos, por lo tanto la mayoría de estos dispositivos no ofrecen funcionalidades adicionales como mostrar notificaciones de nuestro móvil o controlar aplicaciones, quedando estas relegadas al segmento superior, y más caro, el de los smartwaches, o relojes inteligentes.

La Mi Band 2 se trata de un modelo low cost lanzado en 2016, la gama si inauguró en 2014 y desde el principio destacó por su atractivo diseño, buenas especificaciones, y sobre todo por un precio rompedor si las comparamos con las Fitbit que entonces dominaban los lineales, aunque hoy en día ese honor le corresponde a la imparable Xiaomi.

Es importante recordar lo que es y lo que no es una Mi Band. No es accidental que siempre se hayan vendido con correas de elastómero – habitualmente anunciadas como correas de silicona. Dado que su función principal es monitorizar el ejercicio físico Xiaomi eligió este material por su excelente comportamiento ante el sudor: no lo absorbe, no coge olores, y se limpia rápidamente con agua y jabón neutro, o simplemente con agua.

Por lo tanto si tu Mi Band forma ya parte integral de tu brazo, y aunque quizás ya no hagas tanto ejercicio con él (confiésalo) quizás sientas la tentación de reinventarlo cambiándole la correa por una de acero, o incluso de cuero. Y eso está bien, pero ten cuidado si tienes pensado llevarla al gimnasio o la piscina, estos materiales necesitarán más cuidado y atención que la indestructible silicona.

Y otro recordatorio: una de las funciones estrella de los monitores de actividad es medir la calidad de nuestro sueño. Para ello es obligatorio llevarlo puesto y hay quien encuentra las correas de metal o de cuero incómodas en la cama.

Lo bueno de los Mi Band es que permiten cambiar la correa en segundos y sin herramientas, por lo que puedes adquirir una correa de metal o cuero de Xiaomi para ciertas actividades y situaciones diurnas, y una de silicona para cuando haces deporte o piensas meterte en el agua con el.

Correa para Xiaomi Amazfit Bip

El Amazfit Bip sí es un híbrido entre un smartwatch y un fitness tracker. Su diseño sencillo, más similar al de un reloj tradicional, cuenta con una pantalla táctil en color y esferas configurables. Se trata de un reloj inteligente por derecho propio, aunque eso sí, un poco limitado en cuanto a número de aplicaciones y potencia de proceso.

Esto quiere decir que el Amazfit Bip, si lo comparamos con las Mi Band, tiene el aspecto y las funcionalidades necesarias para desenvolverse con mayor soltura en todo tipo de usos, desde monitor de actividad hasta situaciones más formales. En consonancia, la oferta existente de correas para el Amazfit va más allá de un arcoiris de opciones en silicona, pudiendo adquirirse en todo tipo de materiales y estilos.

Como curiosidad, existen fundas protectoras para el Amazfit Bip.

Correa para Xiaomi Amazbit PACE y Amazbit Stratos 2

Tanto el PACE como el Stratos 2 son lo que bien podríamos llamar “un señor reloj”, o en este caso “un señor reloj inteligente”. Tanto por estética como por funcionalidades y especificaciones. 

La única diferencia reseñable entre ambos que pueda afectar a la elección de la correa es la resistencia al agua. Mientras que la gama Stratos es resistente hasta 50 metros, el PACE es simplemente “waterproof” lo que en la práctica se traduce en no comprometerse más allá de una lavado de manos, o una ducha accidental.

Por lo tanto a un PACE, y aún siendo también un modelo concebido para cierta actividad, le pueden ir mejor correas con un diseño y materiales más minimalistas. En cambio, a un Stratos, con esa caja y ese look de reloj flieger (de pilotos en la jerga de los amantes a las maquinitas que hacen tictac) le pueden ir bien correas más gruesas y resistentes, hechas con materiales pensados para estar sometidos a un desgaste mayor.

¿Cómo cambiarle la correa a tu Xiaomi?

Cómo cambiarle la correa a un Xiaomi Mi Band 3

Cómo cambiarle la correa a un Xiaomi Amazfit Bip

Cómo cambiarle la correa a un Xiaomi Amazbit PACE y Amazbit Stratos 2

¿Qué Amazfit comprar?

Una correa nueva puede darle una segunda vida a tu viejo reloj Xiaomi, pero llegados a este punto quizás te estés planteando por qué no ampliar tu colección. Después de todo es indudable que si estás pensando en cambiar la correa es porque estás satisfecho con la marca.

Comparativas de relojes Xiaomi hay muchas, pero aquí no estamos para eso. Tenemos un criterio práctico y funcional fácil de explicar: si has decidido llevar una muñeca ocupada mejor hacerlo con un dispositivo versátil, que se desenvuelva bien en multitud de situaciones cotidianas (las Mi Band pueden ser demasiado simples en ciertas circunstancias, por ejemplo: no permite configurar la esfera), monitorice tu actividad sin miedo a arriesgar una gran inversión (el PACE y el Stratos, por precio, se adentran en el territorio de los monitores de actividad profesionales sin ser tan resistentes como uno profesional) y te ahorre sacar el teléfono del bolsillo por notificaciones innecesarias, o incluso rechazar una llamada que no puede ser atendida.

And the winner is…

El Xiaomi AmazFit Bip!

Por mucho menos de cien euros marca todas las casillas. No te arrepentirás.

Que te parecen nuestras correas de esta categoría?

Click para valorar nuestros productos!

votación media / 5. Total de votos: